Infusionismo
Tés y brebajes para vivir mejor.

¿Qué variedades de té existen? La guía del principiante

variedades de té

La riqueza del mundo de los tés es impresionante. 

Todos los tés se elaboran a partir de la misma planta, la Camellia sinensis. Sin embargo, la climatología, la composición del terreno de cultivo, las variedades y partes de la planta empleadas y, sobre todo, los métodos de elaboración puestos en práctica por los artesanos del té permiten conseguir resultados totalmente diferentes entre sí.

Té blanco

Qué distingue a un té blanco:

El té blanco se distingue por un proceso de elaboración sencillo y minimalista. Se considera el té menos procesado de todas la variedades de tés existentes, ya que tan solo se recolecta y se seca. 

Para elaborar té blanco, se usan solo los brotes más selectos de la planta de té. La calidad de la materia prima sumada a este método de elaboración mantienen viva la esencia de la planta y respetan al máximo la naturaleza de sus sabores.

Te gustará si:

  • Prefieres los sabores suaves.
  • Tienes cierta experiencia en el mundo de los tés. Apreciar las sutilezas de un buen té blanco requiere un paladar relativamente entrenado.
  • Estás dispuesta a pagar un precio relativamente alto.

Tés blancos famosos:

  • Aguja Plateada: es uno de los mejores tés blancos que se pueden encontrar. Figura en la lista de los 10 grandes tés chinos.
  • Peonía Blanca, con un sabor más intenso y una excelente calidad precio.

Curiosidades:

  • Para el té blanco se necesitan brotes especialmente grandes. Estos a menudo provienen de La Da Bai, la Gran Blanca, una planta de té que se caracteriza por el tamaño de sus hojas.
  • Esos brotes tiernos están recubiertos de pequeños pelos vegetales cuando se recolectan. En las infusiones de los tés de mayor calidad, a menudo pueden apreciarse flotando en la superficie. 
tipos de té: blanco

Té amarillo

Qué distingue a un té amarillo:

El té amarillo es una variedad poco común de té. Se produce en China y su proceso de elaboración es complicado y trabajoso.

Todos los tés amarillos pasan, durante su elaboración, por la fase del Meng Huang. Durante ésta, el té se oxida muy lentamente envuelto en paquetes de papel o tela que se humedecen al vapor. Este proceso suaviza el sabor del té y lo tiñe de su característico color amarillo.

Te gustará si:

  • Te gustan los sabores ligeros en el té. El té amarillo a menudo se compara con los tés verdes, pero con sabores menos vegetales.
  • Eres un amante del té verde y quieres darle una vuelta de tuerca. El té amarillo es más suave al paladar y menos astringente. El té amarillo puede ser todo un hallazgo.
  • Estás lo suficiente familiarizada con el mundo de los tés para apreciar los matices de un té suave pero diferente.
  • Estás dispuesta a pagar un precio relativamente alto.

Tés amarillos famosos:

  • Junshan Yinzhen: un té que figura en la lista de los Famosos Tés Chinos y uno de los favoritos de Mao Zedong.
  • Huoshan Huangya: un té amarillo con notas de sabor que recuerdan a las castañas. 

Curiosidades:

  • La mayoría de tés amarillos son difíciles de encontrar fuera de China.
  • Quedan pocos productores de té amarillo y muchos de los métodos de elaboración tradicional se han perdido.
  • El té amarillo se considera un té con baja oxidación, y a menudo se compara con los tés blancos y verdes.

Té oolong

Qué distingue a un té oolong:

El oolong es muy popular en China. Se trata de un té parcialmente oxidado, esto significa que el grado de oxidación de un oolong es menor que en un té negro pero mayor que en un té verde.

Cada variedad de té oolong es única. El grado de oxidación puede cambiar mucho y determina totalmente las características del té. Las hojas que pasan por un proceso corto tienden a los sabores dulces y florales. Las que se oxidan por más tiempo generan sabores más intensos con notas terrosas y amaderadas. Los tés ligeramente oxidados tienen un cuerpo más ligero, mientras que los tés muy oxidados son más densos.

Los oolong son auténticos tés de autor: su apariencia, forma, grado de oxidación y los cambios que ésta comporta en su sabor varían tremendamente en función de la zona de producción y del maestro de té detrás de su elaboración.

Te gustará si:

  • El oolong ofrece un mundo de tés diferentes por descubrir. Si estás familiarizado ya con los tés más comunes y eres capaz de apreciar sus matices, el oolong será un gran descubrimiento. 
  • El oolong probablemente rompa los esquemas sobre los que creías saber sobre tés. En ellos puedes encontrar sabores intermedios entre lo que se considera un típico té verde y uno negro. 

Tés oolong famosos:

  • Da Hong Pao: un té muy apreciado y bastante caro. Se trata de un oolong con un proceso de oxidación bastante largo, lo que produce aromas tostados que conviven con florales. 
  • Tieguanyin: un oolong más cercano a los tés verdes. Tiene un sabor herbáceo que recuerda al heno, suave y fresco al paladar.
  • Jinxuan: se le llama oolong de leche por la extraña textura de su infusión, que tiene cierta cremosidad.

Curiosidades:

  • China y Taiwán se disputan ser la cuna del oolong, pero a día de hoy países como India, Sri Lanka, Japón y Nueva Zelanda producen buenos oolongs.
  • Se dice que Oolong proviene de wu long , dragón negro en chino, y que este nombre hace referencia a la forma retorcida y encrespada de las hojas de este té.

Té verde

variedades de té verde

Qué distingue a un té verde:

El verde es de los tipos de té más conocidos y consumidos en el mundo. La principal diferencia del té verde respecto a otras variedades es su bajo grado de oxidación. Después de la cosecha, se produce una breve fase de oxidación que se detiene tostando el té con un wok o al vapor. 

Es habitual dividirlos entre tés japoneses y chinos. Los japoneses lo elaboran usando vapor, mientras que los chinos lo tuestan con un wok. En los tés japoneses destacan las notas vegetales, los tés chinos son más delicado y florales.

Te gustará si:

  • Buscas un té con sabores herbáceos, frutales o florales.
  • Prefieres los tés de cuerpo más ligero, menos densos y refrescantes.
  • Buscas una bebida para acompañar una comida. Los sabores del té verde y el cuerpo ligero de su infusión son ideales para limpiar la boca sin resultar empalagosos. En muchos países asiáticos es habitual tomar té verde durante cualquier comida.

Tés verdes famosos:

Tés verdes japoneses famosos 

  • Matcha. Uno de los tés verdes japoneses más famosos. Se elabora moliendo las hojas de té, que se acaban consumiendo con la infusión,  y destaca por su color verde brillante.
  • Sencha, el té de cada día. Lo sirven en bares, restaurantes y cafés para acompañar cualquier situación. Los japoneses lo toman frío en verano y caliente en invierno.
  • Genmaicha: una combinación de té verde con arroz tostado.

Tés verdes chinos famosos

  • Longjing: con un sabor bastante vegetal con toques de frutos secos. Se trata de un té muy representativo de lo que sería un té verde chino.
  • Biluochun: un té verde del que destaca su fragancia floral y sabor suave. Muy bien considerado en China.
  • Gunpowder: el clásico té verde que se asemeja a perdigones y que en algunos países del magreb combinan con menta para preparar el té moruno. 

Curiosidades:

  • Se cree que el té verde se originó en China. Los monjes budistas extendieron su consumo y lo llevaron a Japón.

Té negro

Qué distingue a un té negro:

La clave del té negro es el proceso de oxidación por el que pasan las hojas de té para elaborarlo. Éste es más largo que en otras variedades de té y es el responsable de los sabores intensos por los que se caracteriza este tipo de té.

Por cierto, en Occidente solemos llamar té negro a lo que varios países asiáticos llaman té rojo.

Te gustará si:

  • Prefieres los sabores intensos. Los tés negros suelen ofrecer sabores marcados e infusiones con cuerpos rotundos.
  • Buscas una infusión para despertarte. Se considera que el contenido de los tés negros en cafeína es más elevado que en otras variedades, aunque hay cierto debate sobre el tema.
  • Quieres acompañar una comida. El sabor intenso del té negro soporta combinaciones con alimentos con gustos marcados. El té negro es ideal para hacer bajar un postre.
distintos tipos de té negro

Tés negros famosos:

La família de los tés negros es numerosa y muy variada. En ella, podemos encontrar sabores tostados, malteados, achocolatados y también frutales y florales.

Tés indios famosos

  • Darjeeling: algunos lo llaman el té moscatel por sus aromas frutales. Tiene un cuerpo menos contundente que otros tés negros.
  • Assam: un té negro “clásico”, célebre por su sabor intenso y malteado.

Tés chinos famosos

  • Dianhong: un té negro delicado, que ofrece aromas dulces y una infusión delicada y con poca astringencia.
  • Keemun: se pueden encontrar sabores malteados que recuerdan al cacao en este té. Su infusión es de cuerpo ligero
  • Lapsang Souchong: un té muy particular. Se elabora ahumando té negro sobre hogueras de pino. Intenso y sorprendente.

Mezclas famosas con té negro

  • Earl Grey: probablemente uno de los tés ingleses más emblemáticos. Se elabora aromatizando té negro con bergamota, un cítrico que se cultiva en Italia.
  • Té chai: el té negro lo aguanta todo. En este caso, es la base a la que se añaden especias como el clavo, el cardamomo y la canela. Los indios inventaron esta mezcla. Dicen que buscando potenciar el sabor del té, que les parecía insípido. 

Curiosidades:

  • El té negro fue el primero que se exportó desde la antigua China debido a que su oxidación lo hacía más duradero y menos delicado que a su primo verde.
  • Los holandeses fueron los primeros en traer el té a Europa en el siglo XVII. S popularizó inmediatamente en todo el continente, especialmente en Inglaterra.

Té rojo

Así es como se conoce en Occidente al pu-erh, un té chino con una peculiar forma de elaboración. Recuerda que en chino, coreano, japonés y otras tantas lenguas asiáticas, llaman té rojo a lo que en Occidente llamamos té negro.

Qué distingue a un té rojo:

Hay dos factores distintos que definen qué es un pu-erh auténtico. Por una parte, el cultivo de té rojo está limitado a áreas muy concretas y regido por estrictas normas. Si piensas en el mundo del vino, el cultivo y elaboración del té rojo podrían asimilarse a lo que sería una denominación de origen.

Por otro lado, durante su elaboración, el té rojo pasa por un proceso bastante singular: la fermentación. El pu’er es de las singulares y escasas variedades de tés fermentados que existen. 

Te gustará si:

  • Buscas sabores poco habituales en los tés y eres capaz de valorar su complejidad. La fermentación crear todo una nueva gama de sabores y aromas en el pu-erh. A menudo se describen como terrosos. 

Tés rojos famosos:

Hace relativamente poco, el gobierno chino creó una especie de denominación de origen para el pu-erh. Esto significa que el nombre pu-erh solo puede usarse para referirse a los tés producidos en sitios muy concretos de la provincia de Yunnan. 

Podemos clasificar el pu-erh en dos categoría distintas.

  • Pu-erh crudo: con un sabor más potente, refrescante y con cierto amargor.
  • Pu-erh madurado: de gusto suave, terroso y con un cuerpo más denso.

Fuentes:

Lee más sobre el mundo de los tés: